Homemade revolution

Posted on 1 septiembre, 2011

0



Pamela Anderson, en calidad homemade video, admirando el pollón de Tommy Lee, por aquella época (y en nuestras mentes, eternamente) su marido, es uno de los momentos que define uno de los últimos grandes cambios culturales pop, concretamente el que colocó a estrellas y celebrities en pedestales mucho más altos y, a la vez, instalados directamente sobre el lodo formado por nuestros pises y cacas. Allí estaba ella, y él, y el pollón (ente aparte, claramente), dándolo todo y cargándose la cuarta pared inamovible que, hasta entonces, nos separaba a nosotros de Ellos. Ahora, como todo el mundo tiene una sextape (¿tú no? ¡qué antigua!), no nos damos cuenta de lo que fue aquello. Porque además no era un video cualquiera, con dos cualquieras. No era una rubia tetona cualquiera. Era LA rubia tetona. Y, para qué engañarnos, tampoco aquella era una polla cualquiera. Cultura pop en estado puro. Cambio de paradigma. Catarsis colectiva. Revolución multimedia. Y pollazos.

Anuncios
Etiquetado: ,
Posted in: Uncategorized