Gym Rick

Posted on 1 septiembre, 2011

0



Rick Owens adora Los Ángeles pero vive en París. Tiene cara como de marciano gitano, y una melena negra larguísima, en plan travesti folclórica. Diseña ropa como para chaperos de Mad Max, monjas de Dune y/o dueños de galerías de arte con fetichismo samurai. También fabrica cazadoras de cuero, botas y camisetas sin parangón (como mola esta expresión), en todos los aspectos. Las que más molan y las mejores. También las más caras. Cuando leí que Daphne Guinness (¿Quién es esa señora y por qué no nos deja en paz?) las usaba para ir al gimnasio, casi me da un ictus. Aunque igual a Owens le parece bien. Es un fanático del ejercicio y del músculo. Y opina que donde esté un cuerpo trabajado que se quite la alta costura. A un cuerpo bonito le queda bien todo. TODO. Yo estoy con él, aunque a veces, cuando me pongo delante de una hamburguesa, se me olvide. Rick Owens crea cosas siniestras y exquisitas, vive en la Place Royal, en un edificio rehabilitado con aires brutalistas y está casado con una señora (Michelle Lamy) indescifrable y maravillosa. Rick Owens marca bíceps y lleva tacones. Y pieles. Es total.

Anuncios
Etiquetado: ,
Posted in: Uncategorized